Lunes,cámara,acción No hemos aprendido nada

¡Vaya lunes eh! Si hace una semana me preguntan como iba a estar hoy, mi respuesta hubiera sido clara, probablemente llorando y quemando el F5 de Twitter a ver si algún insider de turno o algún plumilla confirmaba la llegada de algún nuevo fichaje que me ilusionara un poco tras la abultada derrota en Vigo y la marcha de Zidane, porque claro, al igual que si buscas cualquier síntoma de enfermedad en Google, la respuesta siempre será una enfermedad terminal, si lees sobre el Real Madrid en Twitter, siempre verás el borde del abismo cerca.

El equipo dio un golpe de autoridad en Vigo, no solo por el juego que desplegó, siendo un equipo compacto y dejando al Celta con ocasión y media en la primera parte y ningún disparo entre los tres palos, si no por lo que significaron esos tres puntos, porque esa victoria hizo que nos quitáramos un lastre de miles de kilos de la espalda tras la pretemporada, porque se ha recuperado la ilusión por un equipo y una plantilla denostada a las primeras de cambio y sobre todo porque hay un señor en la banda, que ha demostrado que algo de futbol sí que sabe.

Esta semana parece que estaremos tranquilos, no se hablará de la necesidad imperiosa de que Neymar aterrice en Madrid, de que Zidane no quiere a Van de Beek y de que no le gustan Reguilon ni Ceballos. No se hablará de porque no juega Kubo o de si Rodrygo merece ser titular, no leeremos el hastag  #Florentinodimisión y no nos acostaremos pensando que Zidane le dijo al presidente si no viene Pogba no viene nadie. Esta semana ni tan si quiera se hablará del que Ceballos fue MVP o de que Reguilon marcó su primer gol en Liga, no se llenarán los tabloides del partidazo de Odegaard con la Real… y ¿sabéis por qué? Porque no vende, porque lo que vende es que todo vaya mal y que nosotros colaboremos con nuestra autodestrucción, nos sumemos al pesimismo y al derrotismo y veamos la vida en escala de grises. Si después de tantos años no hemos aprendido “que el Madrid siempre vuelve” es que no hemos aprendido nada.

Por su parte los chicos de basket siguen con su puesta apunto para el mundial, buen partido de Llull y de Rudy frente a la todo poderosa USA, pero la NOTICIA con mayúsculas es la renovación de Campazzo por cinco temporadas más, el base argentino, uno de los más determinantes de Europa, seguirá ligado al club, donde es una de las piedras del proyecto.

Deja un comentario