Crónica| Maccabi Tel Aviv 90-83 Real Madrid

No pudo ser. El Real Madrid perdió por segunda jornada de Euroliga consecutiva frente a Maccabi Tel Aviv por 90-83. Los de Laso salieron con ganas y funcionando, pero en el segundo cuarto se hundieron. La segunda parte estuvo mucho más igualada, y finalmente los locales se quedaron con la victoria.

De salida, Doncic y Randolph abrieron el encuentro con dos triples. Campazzo estaba de dulce y la pelota corría a su ritmo. Cuando el argentino carbura, el partido es más sencillo. Los de Laso hacían fluir el juego con facilidad y llegaron a ponerse 9-17. Incluso Rudy Fernández recuperaba viejas sensaciones para terminar el primer cuarto con 8 puntos. El Real Madrid atacaba y defendía con solvencia y con mucha tranquilidad, por lo que el encuentro se antojaba plácido. Al término de los primeros diez minutos, los blancos vencían 22-30.

Sin embargo, la Euroliga nunca permite partidos fáciles. El segundo período fue una pájara del Madrid que casi les costó el partido entero. El parcial de salida fue un preocupante 12-6. Los de Laso estaban necesitando multiplicar esfuerzos en defensa y aumentar el acierto en ataque, pero no eran capaces. No obstante, Randolph decidió que debía ser él quien le pusiera las pilas al equipo. El americano fue quien culminó la remontada momentánea consiguiendo el 36-38.

En ese momento, el Maccabi se desperezó de nuevo a base de triples y decisiones arbitrales dudosas. El rebote era de los hoy locales y les ayudó a volver a ponerse por delante (43-38). El Real Madrid tenía unos porcentajes de anotación horribles y no conseguía ni siquiera ver la recuperación como algo posible. Pese a esto, al final el resultado no fue tan horrible: 47-42 y todo por decidir.

A la salida de vestuarios, daba la sensación de que Pablo Laso había azuzado a sus jugadores. El encuentro seguía pintando difícil, pero sobre todo un Felipe Reyes imperial transmitía otras sensaciones. Prácticamente él solo levantó a su equipo y le transmitió la garra que le hacía falta. Así, entre Randolph y Thompkins terminaron de volver a colocar al Madrid por delante (60-61). Una antideportiva sobre Doncic tras una canasta del propio Randolph terminó de dar una pequeña ventaja a los de Laso. Así, llegamos al último cuarto con 64-67.

Los últimos diez minutos prometían ser infartantes y no decepcionaron. Vimos una sucesión de cadenas de errores y aciertos que daban y quitaban ventajas a ambos equipos. Los aficionados del Maccabi habían convertido la cancha en una olla a presión y cualquier cosa podía pasar. La igualdad era casi absoluta, y si los israelíes seguían dominando el rebote, los merengues llevaban muchas menos pérdidas. A falta de pocos minutos el resultado era un apretado 83-81 tras triple de Facundo Campazzo. Sin embargo, debemos recordar la inmensa cantidad de bajas en zona del Madrid, y ahí perdieron el partido. Tyus y Thomas finiquitaron el encuentro y la victoria se quedó en Tel Aviv. El resultado final fue de 90-83.

Así, los de Laso se quedan con 4 victorias y 2 derrotas, a la espera de conocer los resultados de sus rivales. Esta competición no para y el próximo martes 14 de noviembre visitarán a Baskonia (20:30 horas). Antes, el domingo 12 a las 18:30, recibirán en el WiZink Center al Barcelona, intentando seguir invictos en Liga ACB.

@_albacg

Deja un comentario